Diálogos

Des de Pau Miró EN RESiDÈNCiA http://blocsenresidencia.bcn.cat/moisesbroggi1819/index.php/2018/11/27/dialogos/

Tras haber escrito un monólogo los alumnos del segundo curso de secundaria del instituto Moisès Broggi que hacemos el proyecto de teatro hemos escrito nuestros primeros diálogos en grupos de cuatro personas. Lo hemos hecho en la horas de proyecto, durante la sesiones de los días 16 y 19 de noviembre en las aulas de nuestro instituto.

Para hacer el diálogo recibimos unas instrucciones. Nos decían que, a partir del monólogo que habíamos redactado, teníamos que escribir un diálogo. En él, interactúan dos seres o criaturas: el ser que hablaba en el monólogo y otro personaje. Había que escribir una acotación inicial que explicara cómo era el sitio donde se producía el diálogo y que describiera al otro personaje. Tenía que estar compuesto por 20 réplicas de cada personaje. El diálogo que escribiéramos tenía que tener cierta relación con el monólogo y coherencia con lo que había sucedido anteriormente. También si lo queríamos el diálogo podía ser un flashback. En caso de que lo fuera también tenía que tener coherencia con lo que cronológicamente tenía que suceder después en el monólogo. En algunos casos los grupos lo que tuvieron que hacer primero fue releer el monólogo y revisar si había algún error y en caso de que hubiera alguno arreglarlo. Un ejemplo sería: que se rompiera el misterio, o que nos pudiera costar hacer un diálogo en el que el público pudiera ver cierta relación con el monólogo.

Hemos hecho esta actividad de diálogos en grupos para ir más coordinados; para ver que tiene dificultades, como el hecho  de no poder revelar muchas cosas o que tuviéramos que saltar ciertos temas ya que siempre hay que mantener el misterio para que el público preste atención; para observar que una obra de teatro la forman varias formas de textos, y para recordar que siempre tenemos que revisar lo que se ha escrito anteriormente y así poder redactar textos con coherencia. Gracias a esta actividad he podido aprender a ir más coordinado con mis compañeros de grupo, también he aprendido que si cierras el misterio de las cosas o revelas mucha información rompes la trama o la inquietud que produce el no saber qué les pasa a los personajes.  

Con esta actividad todos los alumnos hemos aprendido a revisar más constantemente lo que escribimos y la forma como lo escribimos para que los hechos tengan coherencia. A medida que pasa el tiempo, podemos observar que siempre salen mejor los textos cuando los hacemos en grupo, aunque nos cueste porque hay más variedad de opiniones.

Roger Losada

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *